Religión experimental

Religión experimental

La batalla mantenida por la religión en contra de las muestras científicas ha sido una de las más grandes y poderosas que se han librado a lo largo de la historia, siendo su auge durante la época de la Santa Inquisición, en la que de la manera más injusta se vio una de las luchas más violentas también, pues desde torturas, persecuciones, castigos, y asesinatos se valieron las instituciones religiosas para condenar todo tipo de herejía,  brujería, y la alquimia; siendo la Iglesia Católica una de las fundamentales en hacer cumplir a todo aquél del que se sospechara o confirmara que estuviese implicado en estos actos.

Teniendo entonces razones y la autoridad de hacer todo lo inimaginable para lograr su cometido, los hombres en nombre de la Iglesia hacían absolutamente todo lo que les pidieron y quisieran sin mesura: Le quitaron la vida a una multitud de personas de las más espeluznantes formas que se puedan imaginar; de los cuales no discriminaban entre género, edad u ocupación; y tristemente muchas figuras importantes que se conocen dentro de las Ciencias fueron víctimas de estos hechos. Entre los que murieron tras la Inquisición se encuentran:

brunoFilipo Bruno, un fraile dominicano matemático, filósofo y astrónomo que presentó bajo el nombre de Giordano Bruno sus teorías en cosmología basadas en el modelo de Copérnico, en la cual explicaba al Sol como estrella, así como la existencia ilimitada de otros planetas en el universo y en ellos, vida de seres avanzadamente inteligentes. Siendo esto fundamento suficiente para que en el año 1600 la autoridad Romana decidiera castigarlo mandándolo a la hoguera por cargos de herejía.

vanini

De la misma forma, y planteando teorías que más adelante se confirmaron, Guilio Cesare Vanini es sentenciado a arder en la hoguera por haber planteado entre otras cosas, el hecho de que los hombres descendían de los monos y el poner en duda la inmortalidad del alma.

Entre las persecuciones más insólitas, no por el hecho en sí de la persecución, sino por el valor del aporte que hacían  a la humanidad estos grandes científicos se encuentran:

La de Johannes Kepler, astrónomo, físico, matemático, que expuso sus trabajos realizados sobre las órbitas interplanetarias así como las velocidades de estos. Así mismo, se encuentra el caso de Galileo Galilei, Astrónomo, filósofo, matemático y físico que al estar vinculado en la revolución científica, al defender la teoría heliocéntrica de Nicolás Copérnico, la cual explicaba la acción de la tierra y demás planetas que giraban alrededor del sol.

Como también, en el  mismo contexto científico, Charles Darwin con su Teoría de la Evolución por Selección Natural fueron perseguidos por la Inquisición. Y es que ni el mismo Leonardo Da Vinci se salvó, pues el genio de todos los tiempos, fue acusado de homosexual por lo que también fue víctima de las persecuciones.

davinci

En este mismo orden, los alquimistas se encontraron en las listas de acosados, pues tras la creencia de que estos químicos experimentales hacían pactos demoniacos, muchos fueron quemados en la hoguera. Lo que condujo a mantener su sociedad bajo secreto, pues cualquier proceso y experimento era considerado sobrenatural, además que muchos por poseer carácter místico invocaban a dioses que se creía que ayudaban a favorecer los resultados. Siendo su fin principal obtener la piedra filosofal que sería capaz de transformar cualquier metal en el preciado oro.

Es indiscutible que en aquélla época y hasta entonces, todo acto que atente en contra de la Iglesia y sus creencias e ideales es merecedor de un fuerte castigo; con lo que se evidencia la fidelidad de la Iglesia ante Dios.